jueves, 10 de enero de 2008

Horror Porn, el género más prohibido del cine

Durante los años 70 época del destape, surgió un subgénero del terror denominado “terror erótico”, en el que se mezclaban el terror con escenas de alto contenido erótico para la época. Míticas son las películas del director Jess Franco, con títulos como “El ataque de las vampiras”, donde una exuberante Lina Romay que interpreta a una vampiresa que mediante una felación su víctima muere en un baño de sangre; o también
“Demoniac: El exorcista diabólico” donde un perturbado ex-sacerdote que acude a una ceremonia satánica, y decide exorcizar a los participantes infringiéndoles torturas al estilo de la inquisición, causándoles la muerte.
Ahora en la actualidad, esas películas resultan ridículas y no asustan a nadie, ya que estamos acostumbrados a unos espectaculares efectos especiales más espectaculares, y películas con visceras y hemoglobina a raudales. Doug Sakman, gran conocedor de esta problemática, le ha tomado el relevo a Jess Franco, dirigiendo películas conocidas como “Horror Porn” que mezcla el gore más brutal con el cine porno, haciendo parodías de películas de culto, como “The XXXorcist (El Exorcista)”, “Re-Penetrator (Re-animator)” o “Evil Head (Evil Dead)”.


























Para conocer más acerca de este director se puede visitar su página web donde podreís ver los trailers de sus películas, así como una galería de fotos bastante brutita y enlaces interesantes sobre las películas que rinde homenaje.